Make your own free website on Tripod.com

 

Carta Centroamericana

Mayo 2002

 

 

ELADIO RODRIGUEZ GONZÁLEZ, CMF


 

 

 

 

 

Text Box:  ADMINITRADOR APOSTOLICO

VICENTE SIDERA PLANA, CMF.

 

 

 

 

DECRETO

 

 

 

 

La Congregación pro Evangelización de los pueblos, en virtud de las facultades recibidas del Santo Padre Juan Pablo II, Papa por la Divina Providencia, después de madura reflexión y con los votos de quienes interesa, nombra y constituye, por el presente  DECRETO, al Reverendo Señor Vicente Sidera Plana, cmf., ADMINISTRADOR APOSTOLICO, “sede vacante et ad nutum Sanctae Sedis, concediéndole todas las facultades en esa circunscripción.

 

Dado en la Congregación pro Evangelización de los Pueblos, el día 30 de Abril del año del Señor 2002.

 

Crescencio Cardenal Lepe

Prefecto

 

Robert Sarah

Secretario


 

 

 

DESPEDIDA DE RÓMULO

Santa Fe, 28 – 4 – 2.002

 

 

Desde esta plataforma eucarística y ante esta multitud de hermanos y de hermanas que te acompañan, te decimos, Rómulo: Gracias por tu presencia y pastoreo entre nosotros.

 

-         Que el Señor sea contigo, te acompañe siempre y te conceda su paz.

-         Que Santa María, Madre de Darién, te arrope siempre.

-         Que navegues mar adentro hasta recalar en la nueva orilla misionera que te espera

-         Que te metas en las honduras de la fe y animes a tus nuevos hermanos y hermanas.

-         Que sean tan buen pastor allá como lo has sido acá.

 

Nosotros conservaremos la vitalidad de tu mirada, la expresión de tu rostro y el fuego emotivo de tu palabra.

 

Como tus antecesores, has sembrado con generosidad y regado con abundancia esta tierra santa de Darién. Mientras nosotros ponemos en manos de Dios y de Santa María nuestra esperanza y nuestro compromiso de personas que siguen en pie de lucha y de ilusión por Darién.

 

-         Constatamos, Rómulo, que lo has querido hacer todo por Darién.

-         Constatamos que junto a ti ha habido un ejército de fieles y responsables cooperadores.

-         Constatamos que existe compromiso y dedicación total a la causa del Reino en Darién.

-         Constatamos que San Pedro Sula gana mucho con tu presencia, mientras que Darién pierde demasiado. Nosotros, Rómulo, nos desprendemos de ti para bien de ellos. Nos sentimos compensados al saber que te atenderán bien, que te escucharán, que te seguirán y que orarán por sus hermanos darienitas que buscan también ser seguidores leales del único y sólo Pastor, Jesús.

 

Ruega por nosotros, Rómulo.

Nosotros oraremos por ti y nos acordaremos siempre de ti.

 

Tus amigos y hermanos darienitas de siempre y por siempre, te aplaudimos, Rómulo.

 

La paz sea contigo. Amen.

 

                                                                                  Vicente Sidera, cmf,

                                                                                  28- Abril- 2002

 

 


 

 

ORDENACIÓN SACERDOTAL

ELADIO RODRIGUEZ GONZÁLEZ, CMF.

 

La Provincia de Centroamérica está de fiesta. Tiene dos Sacerdotes más, ordenados recientemente. Carlos el día 2 de Marzo y Eladio el día 4 de Mayo. Del primero salió una relación en el número de Carta anterior. Hoy toca poner algunas cosillas de la Ordenación del último.

 

Text Box:  El Padre Lamberto, Párroco del Santuario Nacional, tenía ya reservada la hora de 11 de la mañana. Un poco tarde, pero la Agenda parroquial tenía apuntada una Boda a las 9.00. Se avisó a Mons. Ariz, cmf.,  para que impusiera las manos a Eladio. Monseñor, complacido por poder ejercitar en plenitud su sacerdocio, aceptó la invitación. Todo estaba listo en el Santuario Nacional para las 11.

 

Walter desde el ambón empezó hablando de la vida y “milagrillos” de Eladio:

-         Nació en Cañazas, Veraguas, Panamá, en Junio de 1961.

-         Estudió la primaria y secundaria en su mismo pueblo natal, cuna de importantes personalidades panameñas.

-         Trabajó por varios años en la empresa japonesa CANON.

-         A primeros de 1992 entró en el Filosofado claretiano de Centro Claret, Guatemala, para empezar Noviciado el 12 de Diciembre de ese mismo año.

-         El 12 de Diciembre de 1993 hizo su Profesión Religiosa en Pocrí de Aguadulce, regresando a Centro Claret para terminar la filosofía en la Universidad Francisco Marroquí.

-         Estudió la Teología en la UCA de San Salvador. Donde terminó los estudios universitarios al finalizar el 2000.

-         Su primer destino fue Izabal, Guatemala, donde actualmente evangeliza. Allí recibió el Diaconado a mitades del año pasado, y allá quiere volver una vez que haya estado con sus familiares estos primeros días de sacerdocio.

 

Mientras Walter hablaba se preparó la procesión de entrada: Incensario, Cruz, Evangeliario, incensario, una pareja (hermanos de Eladio) llevando una casulla y una estola, monaguillos, Sacerdotes Claretianos (de Guatemala, El Salvador, Costa Rica, panamá y viejos españoles), el Diácono Eladio y Monseñor Ariz entre el Provincial y el Párroco: Santiago Najarro y Lamberto Picado.

 

“Llegó el Señor cruzando tu camino...” fue el canto de entrada. Igual que a Claret, el Señor le salió al camino a Eladio y le puso la zancadilla... Eladio cayó de bruces... (Eso es lo normal en estos casos: Pablo cayó de su caballo... Pedro se echó a los pies del Maestro...  Claret cayó de sus talleres...  Eladio de su empresa CANON... ) Eladio estaba sereno, como si el que entrara “en el pasillo de la muerte” fuera otro; sonriente, mirando a uno y otro lado como para darse cuenta de quiénes estaban y quiénes se habían olvidado de la cita. No pudo ver a tres personas muy allegadas a él, pero sabía muy bien Eladio que no estaban ausentes, ni se habían olvidado de la cita: su papá y una hermana lo contemplaban desde el cielo, su mamá, inmóvil en la cama de Arraiján por un derrame, presentía que algo grande estaba pasando con su hijo...

Text Box:

Dos hermanos leyeron las lecturas y un amigo cantó el salmo responsorial: “...mejor es, Señor, un día en los atrios de tu casa, que mil fuera de ellos...” Monseñor Ariz, después de decirle a Eladio que lo admitía al seno de los Presbíteros, le recordó el significado de lo que iba a recibir: “el sacerdocio es entrega y muerte, porque es participar de la vida y ministerio de Cristo... el sacerdote, como Cristo, tiene que ser transparente...  No hay lugar para dos caras... Dirán muchas cosas de nosotros, aunque seamos buenos... cuánto más si somos malos... (A los fieles pidió comprensión con los sacerdotes, incluso misericordia si llegan a ser escándalo...). Pero Jesús ha prometido estar siempre con nosotros...  Estamos seguros que María, todo amor, todo Corazón, no se olvida de sus Hijos...”

 

Text Box:  Luego del interrogatorio, cantamos las letanías de los Santos... No solamente Jesús y María velarían por Eladio, también los Santos todos del cielo... especialmente algunos más allegados...  Eladio yacía sobre una estera... los demás cantábamos de pie. “Para que bendigas, santifiques y consagres  a este elegido... Te rogamos, óyenos. Y luego el Obispo y todos los Sacerdotes le impusimos las manos... Despacio, con tranquilidad... Solemnemente proclamó el Obispo la oración consecratoria...

 

Revistieron a Eladio con la estola sacerdotal y la casulla; menester que recayó en Carlos, compañero de carrera... y en Lamberto, Párroco. Monseñor, le ungió las manos y le entregó el pan y el vino para que sirviera a la mesa y a los hermanos: “enseña lo que vives y vive lo que enseñas...”

Todos, empezando el Obispo, le dimos la bienvenida al orden Presbiteral con un abrazo de paz. Felices por contar un miembro más entre los claretianos sacerdotes y comprometidos, con nuestra oración y nuestro ejemplo, para que sea fiel en su ministerio.

 

En el memento de difuntos hizo mención de su papá y de su hermana. Al distribuir la comunión fue el preferido; sus filas llegaban hasta media iglesia cuando ya los otros tres jóvenes habían terminado con las suyas...

 

Dijo unas palabras de agradecimiento a todos los presentes, y como no a la persona más querida, que no estaba en el Santuario físicamente.

Text Box:

Como signo de esta “acción de gracias” dio, al unísono con el Obispo, la bendición, su primera bendición sacerdotal, a todos.

 

En el salón parroquial hubo comida para las personas más allegadas. Sencilla, pero muy condimentada de cariño, de alegría y de ganas de repetir muchas veces acontecimientos como este.

 

 

El Domingo, 5 de Mayo, a las 12.30 media día, Eladio presidía por Primera vez la Santa Misa. Le ayudaba, a su derecha, el P. Alejandro Rojas; a la izquierda estaba el P. Carlos, quien leyó el evangelio..., más a la izquierda el P. Sentre, quien dijo unas palabras de homilía; como Acólito... Jorge, que está a la espera de ser él protagonista de esta entrega... (Carlos, Eladio y Jorge son compañeros de carrera... La obediencia los ha colocado así: Eladio, panameño, trabaja en Izabal, Guatemala; Carlos, Costarricense, evangeliza en La Palma, Darién; Jorge, Guatemalteco, recorre los campos de la Costa Abajo y Lago Gatún en Colón, Panamá)

 

No pareciera que era la primera vez que presidía... Se nota que está acostumbrado a presidir la celebración de la Palabra entre sus indios Q’echíes de Izabal...

 

Después de la Misa se fueron los tres jóvenes a ver a la mamá y a pasar la tarde con ella. Eladio aprovechó para darle la “Unción de los enfermos”. Durante la semana podrá celebrar en la casa, con todos los permisos correspondientes, para consuelo y gozo de toda la familia, pero muy especialmente de la mamá enferma.

 

Felicidades, Eladio, que el Señor te conceda la fidelidad!

José Sentre, cmf.

 

 


 

 

Instituto la MilagrosaHabía sido sueño mucho tiempo; queríamos que fuera una hermosa realidad. Allá por los años 1982, al entrar en la Escuela de La Parroquia, me quedé profundamente impresionado por la pobreza del local y los pocos medios disponibles. Pensé que lo más urgente, para poder despertar en aquellas gentes deseos de niveles humanos más altos, era proporcionarles medios oportunos con la educación. Dios les ha regalado un paraíso; el hombre debería regalarles una cultura y esa cultura no surge en una escuela sucia y fea. Hagámosla limpia y bonita. Y se hizo el primer esfuerzo. Y se construyó el primer hermoso pabellón.

 

Un poquito de historia.  Llevados de su inquietud misionera, los Padres Paúles, allá por 1960, habían intentado poner escuela de adultos, jardín de infancia. Promovida principalmente por el Padre Rafael Viñals, en 1961 se organizaba la primera escuela de niños, regentada por las Hermanas de la Caridad. Con el cupo de cuatro religiosas, (aunque sólo tres efectivas), funcionó la escuela el primer año, quedando sorpresivamente sin profesoras al terminar el curso. Choque de autoridades? Intromisiones de la Parroquia? Sólo sospechas manifiesta la correspondencia existente en el archivo; pero el P. Rafael hubo de acudir al Magisterio seglar para continuar la Escuela. De manos de la rígida Camila la recibieron los Claretianos el año 1968.

 

Los Claretianos. La Escuela siguió funcionando así con los Claretianos. La Parroquia era la propietaria de las instalaciones y el personal seglar llevaba la dirección y las clases. Los Misioneros compartían la enseñanza religiosa, que también impartían en algunas escuelas de la ciudad. Dada la mucha tarea pastoral que la Comunidad realizaba, en una parroquia con extensión de Diócesis, surgió la idea, que luego se hizo problema, de seguir o no, con la carga de la docencia bajo la responsabilidad de la Parroquia.

 

Lo que nunca se puso en duda fue la necesidad de contar con edificios dignos para la misión educadora. Con esta decisión se hizo un ambicioso proyecto que se presentó a Manos Unidas de España y a Cooperación Canadiense en Honduras, logrando buena acogida en ambas partes. Con la ayuda de los dos orígenes se construyó un hermoso pabellón, suficiente para la Escuela Primaria, que estaba trabajando en aquel entonces.

 

Para hacer espacio al nuevo edificio de dos plantas y de 48 x 8 metros, se derribó la vieja escuela y el Seminario Aspirantado Claretiano: (= la antigua casa cural un tanto remendada y acomodada).

 

La escuela tomó nuevos impulsos y seguía bajo la dirección de personal seglar. Con aspiración de ampliar el campo docente, se consintió en la propuesta de poner Bachillerato, que comenzó a funcionar en un viejo caserón, obsequiado a la Parroquia por la Compañía Bananera Tela Railroad Company. Si en el orden escolar el Instituto sólo supuso carga, en el orden económico era insostenible; se hicieron cada día más notables las diferencias y oposiciones entre la Comunidad religiosa y los Maestros, y se llegó a solicitar la beligerancia de Monseñor Brufau, Obispo diocesano, para que decidiera: o Escuela o Instituto. Hecha la consulta, y vistas las circunstancias reales de uno y otro campo, Monseñor dio esta respuesta literal: “Les pido por amor de Dios, que la Escuela no me la abandonen; del Instituto hagan lo que quieran”.  Se decidió que la Escuela estaría bajo la responsabilidad de la Comunidad y el Instituto se dejaba, por un tiempo de prueba, a los Profesores interesados y padres de familia. Según fuera la marcha del Instituto se tomaría la decisión definitiva.

 

Text Box:  Se hizo un pequeño borrador de contrato, que no se llegó a formalizar por la muerte del Abogado, y se dejaron correr las cosas, confiados plenamente en “la buena voluntad de todos”. Los profesores, los padres de alumnos, y la directiva tenían nuestra plena confianza por ser muy amigos y de iglesia. Nunca sospechamos que estuvieran tramando, a espaldas de la Parroquia, apoderarse de títulos y locales. Cuando, con el correr del tiempo y viendo la máxima necesidad del país de luchar en el campo de la docencia, decidimos asumir el Instituto y lanzarnos a la aventura de construir un edificio modelo para la enseñanza, nos encontramos con que los “buenos amigos” y los “ejemplares directores” figuraban en el Ministerio como los dueños, con todos los derechos, del Instituto y sus locales. La sorpresa fue de parálisis cordíaca.  Quién iba a decir...? quién iba a pensar...? Como pueden imaginarse el encontronazo con el “Director propietario, con los Profesores y padres de familia” fue mortal. No fue diálogo, fue batalla.

 

Se ganó el pleito. Todo el campo volvía a ser propiedad de la Parroquia, con todos los compromisos y todas las consecuencias, incluida la de construir el mejor edificio de Tela para el Instituto La Milagrosa. No sé si por la fe o por la tozudez, pero hoy, que escribo estas líneas, el compromiso aquel es ya una bella realidad.

 

Pero el camino ha sido largo. Os lo cuento. Nuestros niveles educativos son los ínfimos en Centroamérica. Ya alguna cabeza caliente tenía pensado lograr un centro educativo, que pudiera elevar estos niveles. Había que comenzar edificando escuelas que educasen por su misma presencia, que tuvieran aulas y no corralitos. Hicimos proyectos; solicitamos al Ingeniero Barrios que pergeñara un proyecto elemental, con sus materiales y costos, y comenzamos a mover e inquietar nombres y agencias. Salieron varios: María del Carmen Rivera, P. Vicente Sanz, P. Pedro Hernández, P. Melchor y Proclade., P. Javier...  Hubo intercambio, entre todos, de ideas y planes a través del teléfono, fax, cartas...  Proclade, en España, presentó el proyecto a la atención de la Comunidad de Castilla – La Mancha, Comunidad de Castilla – León y también a la Comunidad Europea. El P. Pedro se pasó sus vacaciones de España entre clínicas y llamadas de recomendación para sacar a flote el proyecto, a punto de naufragar en el puerto. Entre disculpas y perdones, pasados trece días de la fecha tope, -el P. Claret intervino ablandando corazones- y... el proyecto fue adoptado por la Comunidad Castilla – León. Con la gran noticia en el bolsillo, el P. Pedro llegaba  a Tela el 7 de Septiembre y al día siguiente estaban obreros y herramientas preparados para el trabajo.

 

Se inicia la obra. Toda la manzana que encierra el complejo parroquial ha sido donación sucesiva de La Tela Railroad Company a la iglesia a través del tiempo. Últimamente se habían conseguido dos pabellones; en uno de ellos se cobijó la primera Comunidad de Misioneras Dominicas de S. Sixto, al fundar en Centroamérica; el otro, fue habilitado para el Instituto La Milagrosa. Ambos bloques iban a ser derribados en el plan educacional completo; además el que venía funcionando como salón de usos múltiples, construido por el P. Rafael Viñals,  que fue utilizado por la escuela, como dormitorio de los Delegados de la Palabra en tránsito, por los movimientos de la Iglesia, hasta para escuela de ballet. Los tres vendrían a ceder su sitio al Instituto, o complejo educacional, que incluye gimnasio colegial y para todos los organismos parroquiales. El gimnasio queda a la espera de otra oportunidad.

 

De momento queda en pie, repasado y remozado, el pabellón que ocupaba el Instituto; funciona, aunque disiente del conjunto, como Salones Parroquiales.

 

Y se comenzó el derribo, con el deseo y cuidado de aprovechar, para labores auxiliares, el material útil. Eran los primeros días de Octubre. A primeros de Noviembre, estábamos abriendo las zanjas para los cimientos. Operación difícil por la naturaleza del suelo y nivel freático. El tiempo de lluvia trabajaba contra nosotros, pero el entusiasmo y el empeño era lo bastante positivo para superar todas las dificultades. El grupo de obreros era todo juvenil, casi os diría, “era una mara”, pero metida a cosa buena. José dirigía el trabajo y Mari Carmen Rivera, la insustituible vigilante, administraba los Lempiras. No nos regíamos tanto por horarios cuanto por tarea. Y nos iba bien.

 

Text Box:  Habíamos comenzado sin dinero en mano (de España, se entiende) y valiéndonos de nuestros haberes nos lanzamos a la empresa llenos de fe y de entusiasmo. Y fue fortuna, porque si nos esperamos a administraciones burocráticas, la obra no se hubiera hecho todavía. No sabemos qué problemas surgieron en España, pero comenzaron a llover llamadas, notas, cifras, faxes, rumores... que nos pusieron al borde de la histeria. Nadie aquí declaraba el problema, ni aclaraba el misterio. No sabíamos si éramos víctimas o culpables; nada más sabíamos cuánto estábamos molestando al P. Vicente (nuestra ayuda y consuelo) y nadie sabía qué agonía soportábamos aquí sin saber dónde arañar y ni de dónde esperar. La obra sin embargo, seguía boyante y hermosa. Todos hacíamos en ella labor de arquitectos, peones, administrativos, dibujantes... Porque, eso sí, cada metro lo sometíamos a análisis de destino y de gusto. Y cosa extraña, sin pretenderlo siempre elegíamos lo más difícil y costoso. Hasta pensamos: de perdidos... al mar, que tan hermosamente contemplamos desde esa tercera planta. Ya más de mediada la obra, recibimos la visita del P. Javier, en nombre de Proclade, y una manita de Mons. Ángel Garachana, que nos dio respiro. Comenzó a llegar la ayuda de España y con la incógnita aún de cuánto erá, hemos dado fin a la obra, aunque enrollados en deudas internas, que esperamos honrar (aquí es pagar) enseguida.

 

Text Box:  Descripción del edificio. Se fueron cumpliendo las aspiraciones, luego esperanzas, de que en el nuevo curso estrenaríamos colegio. Se completó el mobiliario escolar, nuevo casi todo; olvidamos las inquietudes administrativas de a distancia; dimos las últimas pinceladas de pintura a la fachada y colocamos el cartel, que desde ahora lo denomina: “C. E. P. LA MILAGROSA” (Que traducido es: Centro Educativo Parroquial LA MILAGROSA). Señalamos el día de la bendición: 4 de febrero del 2002. Hicimos nuestra lista de invitados: Emmo. Cardenal y amigo Oscar Andrés Rodríguez y su digno Secretario, P. Juan José Pineda, que sentimos no pudiera llegar; Rdmo. P. Ángel Garachana, cmf., Obispo de la Diócesis; M. R. P. Vicente Sanz, Provincial de Castilla, Patrocinadora de la obra; M. R. P. Santiago Najarro, Provincial de Centroamérica; Exmo. Sr. José Javier Nagore, Embajador de España; Exmo. Sr. Alcalde de Tela, Don Daniel Flores; autoridades educativas locales, Claustro en pleno de Escuela e Instituto La Milagrosa, alumnado en pleno, amigos y curiosos... En el estreno llenábamos el Salón Claret, de la tercera planta, en número no menor de las 900 personas.

 

Las profesoras habían puesto a prueba su buen gusto y habilidad en decoraciones, etc. Si añaden la música, flores, globos... Si escuchan los discursos y contemplan las placas, condecoraciones, etc., tendrán una idea de la fiesta inaugural. No podía faltar el recorrido de los invitados por las aulas, visita a la rica exposición fotográfica, al aula de computación (nuestra  escuela fue la primera en ofrecer en Tela esta asignatura), etc., etc. Abundaron las felicitaciones por el trabajo realizado y los augurios por un futuro glorioso.

 

Nosotros, los que hemos soñado, luchado y sufrido por este empeño, agradecemos cordialmente la colaboración que, desde aquí y desde la madre patria, nos han brindado. Sin ella, no sería realidad este sueño.

 

Cumplido todo lo programado y recibido muchos parabienes por la bella construcción, los profesores e invitados especiales, cerramos la celebración con un apetitoso ágape en un nuevo restaurante.

 

Con este buen sabor de boca, y las alegrías del caso, invitamos a todos nuestros hermanos para que visiten este bello rincón del Caribe hondureño que se llama Tela. Serán recibidos de todo corazón, que es lo mejor que tenemos.

                        Pedro Hernández, cmf.

Tela, Atlántida, 22 de Febrero de 2002.

 

 

 

 

 

 


Una Palabra Alternativa de Dios

“La Fraternidad”

 “La Fraternidad” es una nueva colonia surgida en Armenia, en el Cantón de Tres Ceibas, como resultado de la conflictiva y dolorosa situación iniciada con el terremoto del 13 de Enero del 2001. Ciento cincuenta familias pobres, en su mayoría provenientes de terrenos del ferrocarril y también de diversos cantones de Armenia –donde los adobes y los troncos no soportaron la fuerza de la naturaleza y se derrumbaron– emprendieron la tarea de construir una casa digna para todos, apoyados con la generosa iniciativa de los Hermanos Maristas, la Cooperación Italiana y la Cruz Roja Alemana.

Abriendo camino, cortando la caña y arrancando las cepas, todo un equipo de trabajo –mujeres jefas de familia en su mayoría­– preparaba el terreno para la nueva colonia: tierra prometida para sus hijos. Varias ONG empezaron a excavar cimientos y levantar paredes con sus mozos, pero sobre todo con el esfuerzo de los hombres y mujeres de la comunidad, que, dejando el trabajo y los hijos y subsistiendo a pura tortilla con sal, querían ser dueños de una vivienda: sueño hasta ahora imposible para todos ellos.

Como Comunidad  Misionera nos sentimos urgidos, al inicio de este año, a hacer acto de presencia en este lugar, donde la Iglesia no había llegado hasta el momento. Los Postulantes recibimos el reto de acompañar a estas personas en la Semana Santa y en nuestro apostolado semanal.

 

Hicimos contacto con los responsables y líderes comunales y en la asamblea ofrecimos nuestro apoyo, sobre todo en la ORGANIZACIÓN y en algunas actividades de evangelización. Nos abrieron las puertas. Tras la estadía de Semana Santa, de poca respuesta, pero de gran incidencia vocacional para nosotros, palpamos una Palabra Alternativa de Dios en medio del dolor de su PUEBLO. La pobreza extrema, la falta de pan, agua potable y luz; las familias desintegradas y afectadas por el alcoholismo y la violencia, son tarjeta de presentación de este lugar.

 

Nuestro reto es grande: ser presencia profética en medio de estos signos de muerte, apoyar la organización comunitaria sin hacer acepción de personas, colaborar con la formación de valores en los niños, visitar los hogares para escuchar a las personas y ver su realidad, compartir la Palabra en celebraciones vivas y familiares, sin nada de triunfalismos y tratando de iluminar la realidad. Estas ideas motivadoras se perfilan de manera singular en nuestro XXII Capítulo General “En Misión Profética” y queremos hacerlas vida en nuestra etapa formativa a las puertas del noviciado: “Que nuestra Congregación sea siempre una escuela de auténtica espiritualidad misionera desde la inspiración de Claret y nuestra tradición”.

 

Nuestros primeros pasos ya han dejado una huella en las personas, y ellas mismas lo manifiestan: “ustedes vienen de una forma diferente a hablarnos de Dios y ven en nosotros un signo de esperanza.”

 

En cinco puntos queremos resumir nuestro propósito de presencia en La Fraternidad:

1.   Apoyar la organización comunitaria sin pretender ser protagonistas. Facilitar a las directivas formación que les permita desarrollar mejor sus actividades.

2.   Descubrir que a pesar de las circunstancias de dolor, sufrimiento y angustia no hay cabida a la desesperación. Somos mensajeros de esperanza.

3.  Callar para escuchar más. Dejarnos evangelizar.

4.  Aprender a leer con la comunidad los signos de los tiempos.

5.      Ser compañeros de camino como Jesús. Desarrollar nuestro itinerario espiritual en el camino del Pueblo de Dios en La Fraternidad, acompañando a todos y a todas, especialmente los más pequeños.

 

“El Espíritu del Señor sobre mí, porque me ha ungido para anunciar a los pobres la Buena Nueva, me ha enviado a proclamar la liberación a los cautivos y la vista a los ciegos, para dar la libertad a los oprimidos y proclamar un año de gracia del Señor.”

Sus hermanos postulantes:  

 

Freddy Gerardo Ramírez Bolaños.   Marco Antonio Rangel Guerrero.

 

 

 


 

NOTICIAS BREVES:

 

NUESTROS ENFERMOS

 

Mons. Marcos Zuluaga

Mons. Zuluaga ha tenido que ser intervenido para quitarle varias piedras de la vesícula... Los doctores intentaron romper la piedras y ensanchar los conductos biliares; no lo consiguieron del todo y una piedra rompió el conducto... El peligro fue grave... y la pronta intervención quirúrgica salvó a Monseñor... Después de varios días de hospital, descansa en su habitación del Santuario. Ya ha podido presidir la Eucaristía diaria.

 

P. Miguel Medel

El día 12 de Mayo, Domingo, el P. Medel sintió un fuerte dolor en el pecho al empezar la Misa de 6,30 am., avisó al Cardiólogo, se puso una pastilla  de “glicerina” bajo la lengua, según prescripción médica y siguió celebrando las cuatro Misas restantes de ese Domingo. Por recomendación del Doctor, se vino a Panamá para verse con el Cardiólogo del Hospital San Fernando.

Visto el cardiograma, el Doctor dispuso la hospitalización inmediata y en “cuidados intensivos”. Se intentó ensanchar las coronarias, pero no se pudo hacer nada... El pronóstico fue inmediato: “Hay que hacer operación y ponerle varios ‘by pass’. La operación es costosa”...

Como el Padre trabaja como capellán del Hospital Amador Guerrero de Colón, el Hospital del Seguro lo acogió en Panamá y el Dr.   hizo la operación el día 21 de Mayo. Puso cuatro ‘by pass’. Los donadores de sangre superaron las ocho “pintas” necesarias... La recuperación es buena en estos pocos días de operado...

Les deseamos pronta recuperación a ambos.

 

De vuelta a la Página Principal